Saltear al contenido principal

Cerradura resbalón rectangular

La cerradura resbalón rectangular es indicada para aquellas instalaciones donde los usuarios sean siempre los mismos, como por ejemplo taquillas de colegios o vestuarios de centros de trabajo

Para abrir se requiere la llave y para cerrar solo empujando la puerta

En caso de incidencia con las llaves será posible sustituir solamente el bombín mediante la llave extractora

 



Descripción

La cerradura de resbalón rectangular es un modelo muy indicado para aquellas instalaciones de taquillas que se quieran gestionar mediante llave y donde los usuarios sean fijos o abonados. Resulta un sistema para taquilla ya que cuenta con la ventaja de disponer de llave maestra para una sencilla gestión por parte de los encargados de la instalación así como de llave extractora para resolver cualquier incidencia relacionada con la pérdida o el robo de la llave y cambio de usuario de la taquilla.

 

Características de la cerradura resbalón rectangular

Cierre automático: sólo con empujar la puerta ya quedará cerrada. Aportando así comodidad, seguridad y evitando que el cerrojo se doble producidos por fuertes golpes al cerrar la puerta.

Llave maestra: para abrir todas las taquillas.

Llave extractora: para cambiar el bombín en caso de pérdida o robo de llaves.

Disponible hasta 700 códigos distintos por cada llave maestra.

Compatible con taquillas de melamina, fenólico, metal, metraquilato,…

Cada cerradura incluye:

  • 2 llaves
  • cerradero
  • tornillería

Instalación mediante 4 tornillos.

Acabado: gris oscuro.

Disponible con versión ACQUA para ambientes húmedos.

Posibilidad de usar la misma llave en cerraduras con cerrojo y cerraduras monederos.

Posibilidad de intercambiar el cilindro con cerraduras con cerrojo y cerraduras monederos.

Disponible varios accesorios: placas numeradas para las puertas, muñequeras numeradas o sin numerar, bombillos de recambio,…

También te recomendamos…